Elevar la Vibración

May 7, 2015

En estos tiempos de crisis personal y mundial, es indispensable abrirnos a la conciencia de un mundo mejor. Escuchamos las noticias y sabemos, que no son nada alentadoras. Sin embargo, siempre puede hacerse algo al respecto. El problema es que la mayoría de nosotros está esperando a que algo ocurra. Esperamos a que llegue un milagro en nuestras vidas y que todo, por fin, algún día cambie.
Todo el tiempo estamos cambiando, nuestro cuerpo envejece, a cada momento nuestras células se debilitan o se fortalecen. Todo, en absoluto cambia, esa es una ley universal. Pero esperar a que lo externo cambie, puede llevarnos toda una vida. Lo único real y verdadero es que SI podemos cambiarnos a nosotros mismos.
Cada persona, como ya lo hemos visto antes, tiene un sistema energético que rodea su cuerpo físico. Este sistema energético (que no se ve a simple vista) al igual que los sistemas físicos o corporales tienen un ritmo, un tiempo, una frecuencia vibratoria. Cuando una persona se desarrolla o se desenvuelve en medios hostiles; tanto sus ritmos internos como los externos se verán afectados negativamente. El simple hecho de que una persona esté expuesta a un estrés constante hace que su ritmo cardiaco se altere, obviamente su sistema circulatorio está siendo afectado y a su vez la presión sanguínea lo hará también.
En el mundo energético, nuestro sistema se ve afectado por pensamientos, emociones y sensaciones desagradables, provenientes desde nuestro interior y desde el exterior. Esto quiere decir que tanto nuestros propios pensamientos, emociones o sentimientos nos afectas de manera muy directa, como aquellos que vienen de las personas que nos rodean.
En cada hogar, oficina o lugar de trabajo se va creando una vibración energética, que es el resultado de todo aquello que aportan las personas que interactúan entre sí, sea cuál sea el lugar. Esa vibración o frecuencia energética se puede modificar al igual que nuestros sistemas corporales.
Un ejemplo clásico, es cuando llegamos a algún lugar y podemos percibir cierta paz y tranquilidad, sería el caso de una iglesia o templo. O bien cuando llegamos a un hogar donde acaba de haber una pelea, se percibe un ambiente pesado del que quisiéramos salir huyendo. También sucede cuando llegamos a oficinas gubernamentales, en donde el tránsito de personas es tan grande que la carga energética nos contamina de manera casi siempre negativa.
Por eso es urgente, aprender a elevar nuestra vibración. Cuando alguien se preocupa por conocerse a sí mismo, tendrá a la mano las herramientas necesarias para influir de manera positiva no solo a su propio entorno, sino también aquel lugar al que llegue.
Una persona poderosa no es aquella que posee bienes materiales o que puede comprar lo que se le antoje. Una persona poderosa es aquella capaz de cambiarse a sí misma.
¿Cómo elevar nuestra Vibración? Y ¿Para qué hacerlo?
Fomentar en nosotros pensamientos positivos: Paz amor, tranquilidad, armonía. Cultivar emociones superiores: escuchar música tranquila, estar en contacto directo con la naturaleza, ser agradecido, servir con amor.
Si usted es capaz de cambiar de vibración lograra manifestar y atraer aquello que necesita.
Se oye sencillo, sin embargo, tal vez usted se pregunte: ¿Cómo tener pensamientos positivos, si estoy lleno de recuerdos dolorosos? ¿Cómo sentirme bien, si he perdido algo a lo que amaba mucho?…
Muy bien, pues le recomendamos realizar el siguiente ejercicio para liberar su mente y tranquilizar al cuerpo:
Cierre sus ojos, observe el ritmo de su respiración, sienta como entra el aire a su cuerpo, perciba como pasa, cómo lo siente, frío o caliente. (Una respiración correcta debe hacerse siempre por la nariz, no por la boca).
Ahora inhale profundamente, retenga tres tiempos y exhale lentamente. Repita por tres minutos… muy bien, ahora inhale repitiendo mentalmente “YO SOY”… exhale y repita mentalmente “LUZ”… hágalo repitiendo la misma palabra al exhalar o bien vaya cambiándola por: “Amor”, “Tranquilidad” “Armonía”, o aquello que ese momento necesita en su vida. Obviamente existen otras técnicas y métodos que nos ayudan a crear un sistema energético fuerte. Si quiere saber más escribanos.

 

 

 

Please reload

Posts Anteriores

El Mejor Regalo

May 7, 2015

1/1
Please reload

Recientes Posts

December 24, 2017

November 25, 2017

July 10, 2016

May 7, 2015

Please reload

Please reload

Archive
Search By Tags
Please reload

Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

 

Porfírio Díaz #2, Col. Centro. Cuautitlán. México.

E-mail: terapiasparaelalma.7@gmail.com

Terapias para el Alma MX

Tel. 55 5872 9984

 +521 55 19248218

 

 

 

© 2014 Terapias para el Alma-México, Todos los derechos reservados

 

 

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now